foto1
foto1
foto1
foto1
foto1
foto5

Usuarios en línea

Hay 17 invitados y ningún miembro en línea

Formación

Login Form

Estadísticas

Usuarios
1
Artículos
23
Visitas del artículo
24744

Inicio

Declaraciones

Ratio: 0 / 5

Inicio desactivadoInicio desactivadoInicio desactivadoInicio desactivadoInicio desactivado

 

TODA NUESTRA SOLIDARIDAD Y APOYO AL PUEBLO BOLIVIANO QUE RESISTE
Tal como anticipábamos en nuestra declaración anterior (ver más abajo), en Bolivia, la derecha fascista ha lanzado un verdadero baño de sangre contra los trabajadores y los pueblos indígenas. Los ataques a los familiares de los funcionarios del gobierno, el incendio de sus domicilios, el asesinato de quienes resisten al golpe, son una cuenta más que estas burguesías feroces, acompañadas por la cúpula de la iglesia católica y los evangelistas, junto a las fuerzas armadas y policiales nos deben a todos los Pueblos de América Latina.
 
Una vez más queda demostrado que en la época en donde los monopolios y el capital financiero rigen la vida económica del mundo, capitalismo y democracia—aunque esta sea burguesa—no son términos compatibles. Que la burguesía más concentrada ve en la misma, en la medida que los pueblos resisten, o los resultados electorales no la favorecen, un obstáculo para sus planes de libre mercado, privatizaciones y liquidación de las conquistas obreras y populares. De hecho el capitalismo a lo largo de su historia, se ha desarrollado y coexiste, con las formas más feroces de dominación y explotación de la inmensa mayoría de la población del planeta.
 
Esta burguesía, en defensa de sus intereses recurre a todas las formas, incluidas las más criminales, para defender sus intereses. Guerras, bloqueos, ejércitos privados, persecuciones judiciales, crímenes selectivos de dirigentes populares y nacionalismo racista. A todo recurre, incluso a la religiosidad del Pueblo. La imagen de Camacho entrando a la casa de Gobierno con la biblia en la mano y diciendo que han expulsado al diablo de la misma, es una imagen que lo dice todo. Mientras tanto la cúpula de la iglesia organiza misas en apoyo al golpe, y el Vaticano con Bergoglio a la cabeza, hasta ahora, guarda un silencio que hace mucho ruido.
 
Jugar, como lo hace el progresismo latinoamericano y buena parte de la izquierda electoralista, dentro de las reglas de esta democracia burguesa, con sus pactos, alianzas y concesiones a los grupos más concentrados y al imperialismo, es condenarse de antemano a la derrota. Derrota que pagan los pueblos con su sangre y dolores interminables. Chile, Bolivia y Brasil entre otros, son una prueba de esto. Y en esto queremos ser claros. Una cosa es aprovechar todos los espacios democráticos que conquistamos con nuestras luchas—libertad de reunión, de asociación, de huelgas y reclamos etc.—y otra muy distinta es no denunciar al mismo tiempo, frente a todos los explotados y excluidos por el capitalismo, los límites de estas democracias, el carácter de clase de las mismas y la necesidad de superarlas, construyendo un nuevo tipo de democracia obrera y popular basado en las asambleas o cabildos en donde el Pueblo delibera y ejecuta lo que resuelve. Esta nueva democracia obrera y popular, siempre muestra embrionariamente su rostro -para terror de la burguesía- en los momentos de auge de las luchas obreras y populares. Al desarrollo y consolidación de esta nueva democracia es a lo que apostamos nosotros, y tenemos en claro que no la conquistaremos sin lucha, sin aplastar a la reacción y al imperialismo.
 
Ahora esta misma burguesía pretende, en el colmo de la hipocresía, instalar un debate sobre si en Bolivia se ha dado, o no, un golpe de estado. Es como discutir sobre el sexo de los ángeles, mientras corre la sangre de nuestros Pueblos. El gobierno de EEUU como cabeza de la reacción mundial, no necesita ser hipócrita. Aplaude al golpe, habla de que ahora sí, la democracia y el respeto a la Constitución, reinarán en el Continente, saluda al ejército y a las fuerzas policiales, aprovecha el golpe para amenazar a Cuba, Venezuela y Nicaragua y avala el baño de sangre, las torturas y violaciones en Chile. A esta posición se ha sumado vergonzosamente el gobierno de Macri, quien, en línea con Brasil, Colombia y parte del Grupo de Lima, no “encuentra elementos” para calificar como golpe de estado lo que está sucediendo por estas horas en el País hermano. Mientras tanto, el ejército, está gobernando de hecho, al decretar por sí mismo y violando todas las normas constitucionales, el estado de sitio y ocupando con sus tanques todas las ciudades. La democracia burguesa muestra así sus límites. Y el progresismo los suyos, al no organizar a los trabajadores y a los pobres para enfrentar a la reacción. Muestra a donde conducen la conciliación y los acuerdos con las multinacionales, los terratenientes, banqueros y propietarios de los grandes medios de comunicación.
 
Para finalizar. En medio de nuestro más enérgico repudio al golpe de estado en Bolivia, va nuestra solidaridad con las luchas y resistencia de los trabajadores y sectores de los pueblos indígenas que enfrentan al golpe. Conmovidos por las imágenes de multitudes de pobres bajando desde el Alto, armados solamente con palos y piedras, al grito de “Ahora si guerra civil”, no podemos dejar de señalar la actitud cobarde de Evo y parte de la dirigencia del MAS, que luego de prometer que renunciaba pero que no se iba a ir del País, que iba a estar junto al Pueblo resistiendo, y que se volvía al Chapare para continuar la lucha junto a sus compañeros campesinos, se tomó un avión y busco refugio en México. No se abandona a su propio Pueblo, máxime cuando está resistiendo. Hace falta dignidad y valor -la misma que tuvo Salvador Allende- para conducir al mismo, corriendo si es necesario, la misma suerte que el resto. Evo mostro también sus límites, la distancia que separa sus discursos y palabras de los hechos concretos. Estos límites políticos y personales también serán superados en medio de las luchas. Nada nos será fácil, seguramente antes de liberarnos deberemos atravesar todo tipo de episodios reaccionarios, momentos de confusión y la presencia de falsos profetas. Seguramente pagaremos un alto precio por nuestra libertad, pero nuestros Pueblos, uno tras otros, con distintos ritmos van diciendo ¡¡BASTA, NO QUEREMOS SEGUIR VIVIENDO ASÍ!!
 
Y nosotros, que humildemente queremos ocupar un lugar en las primeras filas de esa lucha, debemos hacer todos los esfuerzos por ponernos a su altura construyendo lo que hoy no existe: Fuerza y organización revolucionaria. En América Latina todo está abierto, todo fluye con gran rapidez. La derrota no es el destino de nuestro Pueblos.
 
PARTIDO GUEVARISTA DE LA ARGENTINA-JUVENTUD DEL PARTIDO GUEVARISTA
MOVIMIENTO BRAZO LIBERTARIO
COLECTIVA ANTIPATRIARCAL BRUJAS EN RESISTENCIA
MOVIMIENTO DE TRABAJADORES EN LUCHA
 

 

 

 

SOLIDARIDAD CON LOS TRABAJADORES Y PUEBLOS DE BOLIVIA.
Desde el Partido Guevarista de la Argentina llamamos a repudiar el intento golpista de la derecha fascista en Bolivia. Llamamos a organizar la más amplía solidaridad y el apoyo a la lucha de los obreros, los pueblos indígenas y los sectores populares que resisten esta nueva intentona golpista orquestada por EEUU, la OEA--su ministerio de colonias—y los grupos fascistas, racistas y colonialistas internos, organizados en Comunidad Ciudadana y los Comité Cívicos, que también cuentan con el apoyo de los gobiernos y las burguesías latinoamericanas más reaccionarios.
 
Nadie se debe llamar a engaño. En Bolivia la derecha no lucha ni por la democracia ni la república, “bellas palabras” con las cuales intenta ocultar sus verdaderos objetivos. Si triunfa el golpe en Bolivia el Pueblo hermano sufrirá un verdadero baño de sangre. Gobernara el odio y el racismo a través de aquellos que históricamente le han negado cualquier derecho a la mayoría del Pueblo.
 
Los Pueblos de Latino América no podemos permitir que nuevamente la reacción burguesa aliada al imperialismo, lleve adelante otro baño de sangre con el objetivo de defender sus miserables intereses. Este nuevo intento golpista ha venido siendo preparado desde mucho tiempo antes de las elecciones. Las mismas solo han sido una excusa para poner en marcha este plan, frente a las vacilaciones y políticas conciliadoras del gobierno encabezado por Evo Morales quien hoy por la mañana convoca a nuevas elecciones mostrando una vez más los límites del progresismo latinoamericano.
 
Dolorosamente para nuestros Pueblos—que siempre ponen los muertos--- nuevamente se vuelve a demostrar que sin organizar el armamento general de los trabajadores y los sectores populares para aplastar a la reacción, expropiar sus tierras, fábricas, bancos y medios de comunicación, no hay proceso que pueda avanzar, se llame revolución Ciudadana, Capitalismo Andino o socialismo del siglo XXI. Por eso los trabajadores, los Pueblos Indígenas, la juventud trabajadora y los campesinos pobres, debemos organizarnos -- con independencia de los gobiernos-- a lo largo de todo el Continente para aplastar a la reacción en cualquier terreno en que nos planten la lucha, y así abrir paso a la revolución y al socialismo.
 
¡¡¡NO AL GOLPE DE ESTADO EN BOLIVIA, SOLIDARIDAD Y APOYO AL PUEBLO QUE LUCHA CONTRA LOS GOLPISTAS!!!
PARTIDO GUEVARISTA DE LA ARGENTINA-JUVENTUD DEL PARTIDO GUEVARISTA
MOVIMIENTO BRAZO LIBERTARIO
COLECTIVA ANTIPATRIARCAL BRUJAS EN RESISTENCIA
MOVIMIENTO DE TRABAJADORES EN LUCHA


 

Leer más: Declaraciones

Copyright 2019  Proletario.Org